dcsimg
Sitio web inglés Sitio web françés Sitio web español Sitio web ruso Sitio web arabe Sitio web chino OACDH cabecera


Header image for news printout

Intervención de S.E. Laura Dupuy Lasserre, Presidenta del Consejo de Derechos Humanos en el Foro Anual sobre Empresas y Derechos Humanos - Sesión de apertura. Ginebra, 4 de diciembre de 2012

Palais des Nations, Sala XX

Señor Presidente,
Excelencias,
Distinguidos miembros del grupo de trabajo,
Distinguidos delegados y participantes,
Damas y caballeros,

Es para mí un gran honor poder participar esta mañana en la apertura del primer Foro sobre Empresas y Derechos Humanos.

En primer lugar me gustaría dar la más cordial bienvenida al Profesor John Ruggie, ex Representante Especial del Secretario General sobre la cuestión de los derechos humanos y las empresas transnacionales y otras empresas comerciales, quien ha aceptado la importante tarea de presidir este primer Foro anual.

Asimismo me gustaría dar una cálida bienvenida a los miembros del Grupo de Trabajo sobre los derechos humanos y las empresas transnacionales y otras empresas, y a todos los distinguidos participantes en esta sesión de apertura de alto nivel,  provenientes de todos los ámbitos, incluido el empresarial y el sindical y de grupos y comunidades afectadas, para compartir sus experiencias y realidades del terreno.

Ello demuestra la relevancia de este Foro, que brinda la oportunidad de interactuar con los Estados miembros y otros actores interesados en materia de derechos humanos.

Señor Presidente,
Damas y caballeros,
A través de sus Procedimientos Especiales, el Consejo de Derechos Humanos ha venido liderando, desde hace casi 10 años, el trabajo de la comunidad internacional sobre la cuestión de las empresas y los derechos humanos. En junio de 2011, el Consejo aprobó por consenso los Principios Rectores sobre Empresas y  Derechos Humanos, elaborados por el ex Representante Especial, el Profesor Ruggie y resolvió crear, para el seguimiento de su implementación, un Grupo de Trabajo y este Foro anual.

Actualmente, el Consejo está centrándose en el papel que debería desempeñar el sistema de las Naciones Unidas en la promoción de la agenda sobre empresas y derechos humanos, y en particular la plena y efectiva aplicación de los Principios Rectores.

En su último período de sesiones, del pasado mes de setiembre, el Consejo, mediante la resolución 21/5, acogió con satisfacción las recomendaciones del Secretario General sobre la estrategia de Naciones Unidas para integrar el tema de las empresas y los derechos humanos en sus trabajos, y sobre el papel de las agencias y programas pertinentes de las Naciones Unidas al respecto. El Consejo también pidió al Secretario General que le informara en 2014 sobre los progresos realizados en la aplicación de dichas recomendaciones.

Además, se decidió organizar, en junio de 2013, un panel de alto nivel, con representantes de los programas, fondos y agencias relevantes de Naciones Unidas, para debatir las estrategias que permitan avanzar en  la agenda de Naciones Unidas en la materia.

Distinguidos participantes,
Este Foro ofrece una oportunidad única a la comunidad internacional de poder reunir a todos los actores relevantes a los fines de intercambiar información sobre retos, buenas prácticas y lecciones aprendidas con respecto a la aplicación de los Principios Rectores.

El interés suscitado por este primer Foro -con alrededor de 900 participantes acreditados- demuestra la relevancia del tema.

El Consejo agradece al Grupo de Trabajo por las consultas previas para guiar los preparativos del Foro y a su vez, espera con interés ver cómo estas deliberaciones alimentarán al Grupo de Trabajo en el desempeño de su mandato. Acojo con agrado que se haya decido adoptar un enfoque equilibrado centrado en los tres pilares de los Principios Rectores, y que los diferentes paneles que tendrán lugar aseguren un equilibrio entre los diferentes actores interesados, así como un equilibrio geográfico y de género y den cabida a discusiones en una variedad de temas.

También doy las gracias a los donantes y socios por haber facilitado la participación de diversos actores. Las voces del terreno son indispensables para asegurar que nuestros debates se basen en la experiencia concreta de todos los actores relevantes, para poder luego incidir en ella, planteando buenas prácticas adaptables a otras situaciones.

Les deseo un debate exitoso y orientado a la acción.

Muchas gracias por su atención.