Inglés

El derecho a la Privacidad en la Era Digital

Resumen

Los avances tecnológicos están mejorando considerablemente el intercambio de información y comunicación en tiempo real. Al mejorar el acceso a la información y facilitar el debate a escala mundial, ese intercambio fomenta la participación democrática. Al amplificar la voz de los/las activistas de derechos humanos y contribuir a desvelar los abusos, esas tecnologías ofrecen la promesa de mejorar el disfrute de los derechos humanos.

Pero, al mismo tiempo, ha quedado claro que estas nuevas tecnologías son vulnerables a la vigilancia y la interceptación electrónicas. Los descubrimientos recientes han puesto de manifiesto que en la actualidad se desarrollan nuevas tecnologías secretas, a menudo para facilitar esas prácticas con temible eficacia. Tal como advirtió el Alto Comisionado precedente en algunas de sus declaraciones [Septiembre 2013* y Febrero 2014*], esa vigilancia amenaza los derechos individuales –incluso los derechos a la privacidad y a la libertad de expresión y asociación- e inhibe el libre funcionamiento de una sociedad civil dinámica.

El marco jurídico internacional

En diciembre de 2013, la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó la resolución 68/167, en la que expresó su profunda inquietud por las repercusiones negativas que la vigilancia e interceptación de las comunicaciones puede tener sobre los derechos humanos. La Asamblea General declaró que los derechos que las personas poseen cuando no están conectadas a las redes informáticas también deben ser protegidos cuando están en línea, y pidió a los Estados que respetaran y protegieran el derecho a la privacidad en las comunicaciones digitales. La Asamblea General pidió a todos los Estados que revisaran sus procedimientos, prácticas y leyes relativos a la vigilancia de las comunicaciones y la interceptación y el archivo de datos personales, e hizo hincapié en la necesidad de que los Estados garanticen la aplicación plena y eficaz de sus obligaciones en virtud del derecho internacional de los derechos humanos.

Tal como recordó la Asamblea General en su resolución 68/167, el derecho internacional de los derechos humanos proporciona un marco de referencia universal que permite evaluar cualquier injerencia en el derecho individual a la intimidad y la privacidad. El Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, que al día de hoy ha sido ratificado por 167 Estados, estipula que nadie será objeto de injerencias arbitrarias o ilegales en su vida privada, su familia, su domicilio o su correspondencia, ni de ataques ilegales a su honra y reputación. Y a continuación añade que “toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra esas injerencias o esos ataques”.

Otros instrumentos internacionales de derechos humanos contienen cláusulas similares. Aunque en virtud del derecho internacional de los derechos humanos el derecho a la privacidad no reviste carácter absoluto, cualquier caso de injerencia debe ser objeto de una evaluación crítica y cuidadosa en cuanto a su necesidad, legitimidad y proporcionalidad.

Informe del Alto Comisionado

Mediante la aprobación de la resolución 68/167, la Asamblea General pidió al Alto Comisionado para los Derechos Humanos que preparara un informe sobre el derecho a la privacidad en la era digital. En palabras de la resolución, el informe debía de examinar:

 “La protección y promoción del derecho a la privacidad en el contexto de la vigilancia y la interceptación de las comunicaciones, incluidas la vigilancia y la interceptación nacional y extraterritorial de las comunicaciones digitales y la recopilación de datos personales, en particular cuando se llevan a cabo en gran escala”.

El informe se presentó al Consejo de Derechos Humanos en su 27º periodo de sesiones (septiembre de 2004) y a la Asamblea General en su 69º periodo de sesiones (diciembre de 2004).

El ACNUDH instó a todas las partes interesadas a compartir información y perspectivas sobre estos temas formulados en la resolución 68/167 - [Véase la Nota verbal dirigida a los Estados Miembros].

Los aportes de las partes interesadas pueden consultarse a través de los enlaces que figuran a continuación.

Contribuciones de los interesados

Debate de mesa redonda sobre el derecho a la privacidad en la era digital

En su decisión 25/117, aprobada en marzo de 2014, el Consejo de Derechos Humanos decidió convocar durante su 27º periodo de sesiones una mesa redonda de debates sobre la promoción y protección del derecho a la privacidad en la era digital. Esta decisión se adoptó en lo relativo al contexto de vigilancia nacional y extraterritorial y la interceptación de comunicaciones digitales y la recopilación de datos personales, en particular cuando esta se realiza en gran escala, con miras a definir los desafíos y las prácticas idóneas al respecto.

El Consejo de Derechos Humanos pidió al Alto Comisionado que organizara los debates en consulta con los Estados, los órganos pertinentes de las Naciones Unidas, la sociedad civil, las ONG, el sector privado y las instituciones nacionales de derechos humanos. El debate se llevó a cabo el 12 de septiembre de 2014 y a continuación el ACNUDH elaboró un informe sucinto con sus resultados, que se presentó al Consejo de Derechos Humanos en su 28º periodo de sesiones.

Relator Especial sobre el derecho a la privacidad

En su 69º periodo de sesiones, la Asamblea General aprobó la resolución 69/166, en la que señaló el interés suscitado por el informe del ACNUDH sobre el derecho a la privacidad en la era digital. Al exhortar a todos los Estados a que respetaran y protegieran el derecho a la privacidad, la Asamblea General instó al Consejo de Derechos Humanos a que considerara la posibilidad de establecer un procedimiento especial para promover la consecución de este objetivo.

En abril de 2015, en su 28º periodo de sesiones, el Consejo de Derechos Humanos aprobó la resolución 28/16, en la que decidió nombrar a un Relator Especial sobre el derecho a la privacidad con un mandato de tres años. En la resolución se facilitaron instrucciones al Relator Especial, y entre otras responsabilidades se le pidió que presentara informes sobre las presuntas vulneraciones del derecho a la privacidad, como las que se derivan de los retos planteados por las nuevas tecnologías. A los Estados se les pidió que ofrecieran plena colaboración y asistencia al Relator Especial.

Últimas noticias


Novedades

Contribuciones para el informe de la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos sobre el derecho a la privacidad en la era digital.

Consejo de Derechos Humanos decide convocar, en su 27º período de sesiones, un Panel de discusión sobre la promoción y protección del derecho a la privacidad en la era digital en el contexto doméstico y la extraterritorialidad de la vigilancia"
(A/HRC/25/117)