Header image for news printout

Día de los Derechos Humanos 2021

Mensaje de Michelle Bachelet, Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, para ser transmitido por Al Jazeera 

10 de diciembre de 2021

La libertad de los medios de comunicación es un pilar fundamental de nuestros derechos humanos universales. 

Todo el mundo tiene derecho a la libertad de información, la libertad de expresión y la libertad de opinión. 

Estos derechos también nos otorgan el poder para exigir, y acceder, a nuestros derechos en todos los aspectos de la vida pública y privada, desde el derecho a participar plena y libremente en las decisiones; al derecho a un empleo y una vivienda decentes; al mayor nivel posible de salud; a una educación de calidad; así como a vivir sin ningún tipo de discriminación. 

Los medios de comunicación serios, independientes y diversos son también cruciales para asegurar que el gobierno es transparente, responsable y que responde a las inquietudes de su pueblo. 

En tiempos de crisis, como el caso de una pandemia, los medios pueden salvar vidas de forma literal. 

No obstante, estos dos últimos años han sido testigos de como la libertad de los medios, y de periodistas en todo el mundo, han sido sometidos a represiones y ataques. 

Las organizaciones de medios de comunicación se han visto sometidas a restricciones injustificadas, llegando incluso a ser cerradas basándose en leyes y políticas vagas y arbitrarias. 

Muchos trabajadores de medios han sido víctimas de acoso, intimidación, detención arbitraria y ataques violentos, incluyendo asesinatos, debido a la labor que realizan para mantenernos informados. 

Con frecuencia, estos crímenes han quedado sin investigar de forma adecuada.  Esta impunidad no solamente tiene un efecto intimidatorio para el periodismo, sino que provoca que se cometan más crímenes. 

Esto repercute en todos nosotros. 

Los medios independientes de calidad son fundamentales para lograr la armonía social, el desarrollo sostenible, la justicia y la paz.

No podremos combatir y recuperarnos de la pandemia con mejores sistemas al menos que podamos aprovechar la claridad de ideas que nos ofrece el periodismo serio.

El Premio Nobel de la Paz de este año ha recaído en los periodistas filipina y ruso Maria Ressa y Dmitry Muratov, en reconocimiento a su labor fundamental.   Les felicito, así como a todos aquellos que trabajan en pro de la libertad de expresión. 

Defender los derechos humanos supone defender la libertad de los medios de comunicación, ahora y en el futuro.