Skip to main content

Declaraciones Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos

Comentario por el portavoz de la Oficina de Derechos Humanos de las Naciones Unidas Seif Magango después de que al menos 80 civiles fueran supuestamente asesinados en un ataque aéreo en Nigeria

06 diciembre 2023

Condenamos el ataque aéreo de ayer en el Estado de Kaduna, en el norte de Nigeria, el cual causó aparentemente la muerte de al menos 80 civiles y dejó a más de 60 personas heridas, lo que viene a ser el último de una serie de al menos cuatro ataques aéreos que han producido un número considerable de víctimas civiles desde 2017. A la vez que tenemos en cuenta que las autoridades han calificado las muertes de civiles como un hecho accidental, les instamos a que adopten todas las medidas que sean posibles en el futuro para garantizar la protección de los civiles y de infraestructura civil en consonancia con las obligaciones de Nigeria en virtud del derecho internacional.

Nigeria tiene la obligación de revisar sus normas para entablar combate además de sus procedimientos estándares de actuación con el fin de asegurar que estos incidentes no se vuelven a repetir.

Nos preocupan especialmente las denuncias que afirman que el ataque estuvo motivado por los «patrones de actividades» mostrados por las personas en el lugar de los hechos, los cuales fueron analizados e interpretados incorrectamente. Existen serias dudas sobre si los ataques basados en «patrones de actividades» cumplen de manera suficiente con el derecho internacional.

En enero de este año, al menos 39 civiles fueron asesinados en un ataque aéreo en la aldea de Rukubi en el estado central de Nasarawa, y al menos otros 64 civiles fueron asesinados cuando las fuerzas aéreas atacaron una aldea en el estado noroccidental de Zamfara en diciembre de 2022. En septiembre de 2021, al menos nueve personas resultaron muertas tras un ataque aéreo en la aldea de Buwari en el Estado de Yobe, tres de las cuales eran niños. Y en enero de 2017, un avión de combate de la fuerza aérea bombardeó la aldea de Rann en el Estado de Borno, dejando al menos 115 personas muertas y más de 100 con heridas de consideración.

Apelamos a las autoridades nigerianas a investigar de forma exhaustiva e imparcial todas las supuestas violaciones de las normas internacionales de derechos humanos y del derecho internacional humanitario, incluyendo las muertes y heridas como consecuencia de ataques de la fuerza aérea, además de exigir cuentas a los responsables. El Gobierno debe asimismo proporcionar reparaciones adecuadas a las víctimas de cualquier ataque ilícito, así como a sus familias.

Para más información y solicitudes de medios de comunicación, póngase en contacto con:
En Nairobi
Seif Magango - +254 788 343 897 / [email protected]

En Ginebra
Ravina Shamdasani - + 41 22 917 9169 / [email protected]

Etiqueta y comparte
Twitter @UNHumanRights
Facebook unitednationshumanrights>
Instagram @unitednationshumanrights